El Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma acuerda otorgar la medalla de Oro de la Ciudad a la Casa Cabrera en sus 150 años de historia


Fundada en 1864, constituye en la actualidad la casa comercial más antigua de la isla de La Palma.

El Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma concederá la Medalla de Oro de la Ciudad a la empresa Juan Cabrera Martín La Palma S. A., cuando se cumple el ciento cincuenta aniversario de su fundación en 1864, constituyendo en la actualidad la casa comercial más antigua de la isla, con siglo y medio de trayectoria ininterrumpida.

La Junta de Portavoces de la corporación ha acordado proceder a la incoación del expediente para la concesión de este reconocimiento, de acuerdo con el Reglamento de Honores y Distinciones del Ayuntamiento, acuerdo que deberá ser ratificado por el pleno de la corporación en su sesión de mañana miércoles.

En la declaración institucional de la Junta de Portavoces se hace especial hincapié en la variedad de actividades mercantiles desarrolladas desde su creación “entre las que cabe destacar la venta de ultramarinos, tejidos y ferretería, la banca, la fábrica de tabaco, cigarrillos y picaduras de fumador, la agricultura (en especial, la platanera), la industria o la agencia naviera, con representaciones de varias compañías con sedes en La Palma, Canarias, la Península, Europa, África y América”.

Igualmente, el texto que deberá ser aprobado en sesión plenaria subraya el compromiso de la empresa “en el progreso general de la ciudad y la isla en materia de explotación agraria e industrial y tráfico marítimo intercontinental. Así como por su secular patrocinio en el acontecer festivo de la ciudad, como ponen de manifiesto sus generosas contribuciones a las comisiones de la Bajada de la Virgen desde 1865 o a la visita del rey Alfonso XIII a La Palma en 1906”.

Juan Cabrera Martín La Palma S. A. ha sido reconocida ya con distinciones como la Medalla de Oro otorgada en la Exposición Iberoamericana de Sevilla, Medalla de Oro en la Exposición Hispano-Francesa de Zaragoza, Medalla de Oro en la Exposición Nacional de Valencia, Mención Honorífica en la Exposición Universal de Bruselas y Primer Premio en el Concurso de la Cámara Agrícola de Santa Cruz de Tenerife.

Por otro lado, el Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma prestará su apoyo a los actos que la empresa Juan Cabrera Martín (La Palma), S.A., conocida popularmente como Casa Cabrera, tiene previsto llevar a cabo en los próximos meses con motivo de sus 150 años de actividad. La empresa, con sede en Santa Cruz de La Palma, es una de las más antiguas de España.

El alcalde de Santa Cruz de La Palma, Juan José Cabrera Guelmes, ha mantenido recientemente un encuentro con el presidente de la empresa, José Cabrera, su vicepresidente, Rosendo Cabrera, y su director, Alfonso Henríquez, quienes le han presentado el programa de actividades culturales y deportivas que se está preparando con motivo de esta celebración. La mayoría de estas actividades se llevarán a cabo en Santa Cruz de La Palma, en un compromiso de la empresa con la ciudad en la que se fundó y conserva su sede principal.

Reunion casa cabrera

La empresa “Juan Cabrera Martín (La Palma), S. A.”, tiene sus orígenes, en una tienda de ultramarinos que Juan Cabrera Martín abrió su regreso de Cuba, en 1864, cuando contaba 26 años. En sus comienzos se dedicó a la exportación de cochinilla, cebollas, ajos y otros productos, ampliando su red comercial por toda la geografía insular, y pasando, en poco tiempo, a ser un destacado exportador. Años después abrió un negocio de ferretería y también extendió su comercio al mercado textil. En 1890 adquiere en Santa Cruz de La Palma la que aún hoy es sede central de la empresa, en el número 2 de la calle Anselmo Pérez de Brito, una de las casas más representativas del conjunto arquitectónico de la plaza de España.

A partir de esa fecha amplía las fronteras de su comercio y comienza, incluso, a introducirse en el tráfico comercial con África y América, así como en las consignaciones navales. Posteriormente fundó su propia fábrica de tabacos, titulada “La Africana”, cuya importancia y calidad de sus productos la hicieron merecedora de varios premios en certámenes internacionales.

Desde sus inicios la empresa se caracterizó por la diversificación, compensando la caída de determinados productos y actividades, con la implantación de otros nuevos, lo que le permitió superar los periodos de guerras y crisis mundiales, así como la guerra civil española.

A la muerte de Juan Cabrera Martín sus hijos se pusieron al frente de la empresa, que en 1936 se convirtió en Sociedad Anónima, bajo la denominación actual, con un accionariado exclusivamente familiar, que se encuentra ya en su quinta generación. Sus sucesores van a continuar en la línea de diversificación, con su integración, en los años 70, en la rama del automóvil, la incursión en el cultivo del plátano, el abandono paulatino del negocio de la alimentación y, sobre todo, la venta de una de sus ramas más tradicionales, la tabaquera, propiciada por la aparición en el mercado de los cigarrillos rubios de las multinacionales americanas.

En la actualidad, y tras 150 años de historia, Juan Cabrera Martín (La Palma), S. A., mantiene esa diversificación en tres actividades muy dispares: consignatarios y estibadores de buques, arrendamientos y promociones inmobiliarias y explotaciones agrícolas.

Print Friendly

banner destaca tu evento revista la palma

Tus comentarios nos ayudan a mejorar

Condiciones:
* Esta es la opinión de los internautas, no de La Revista de La Palma.
* No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
* Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
* Se amable. No hagas spam.

Publica tus pensamientos