“¿Quién llama?”, una exposición que recorre los 120 años del teléfono en La Palma


  • Del 5 de junio al 31 de agosto de 2014. Museo Arqueológico Benahoarita. Los Llanos de Aridane.
  • Del 25 de febrero al 31 de mayo de 2014. Museo Insular. Santa Cruz de La Palma.

La exposición “¿Quién llama? 120 años del teléfono en La Palma” se compone de terminales telefónicas donadas al Cabildo de La Palma.

Dentro del proyecto “Estrellas del Museo”.

En el año 1894, hace 120 años, tuvo lugar un destacado hito histórico en la Palma. Un grupo de empresarios unieron telefónicamente las dos vertientes de la isla, Santa Cruz de La Palma y el Valle de Aridane.

Entre los amplios fondos donados al Cabildo de La Palma se encuentran algunas de las primeras terminales y centrales telefónicas que se instalaron en la Isla, gracias a la generosidad Áureo Cutillas, nieto de Rosendo Cutillas Hernández y a los hermanos Luis y Miriam Gómez Henríquez quienes heredaron de su padre Amadeo Gómez y este a su vez adquirió por compra del comercio que fuera de Leocadio y Tomás Demetrio Felipe y Felipe, unos de los comercios asociados el proyecto telefónico de Rosendo Cutillas en Los Llanos de Aridane. 

***

En 1894, la prensa Insular en el primer despacho telefónico, publicaba el 17 de junio el siguiente corto, “La redacción del Diario de Avisos saluda con motivo de la inauguración telefónica, a las autoridades y población en general de esos pueblos hermanos que acaban de enriquecerse con uno de los inventos más grandiosos de este siglo, el más grande y más humano que la historia registra en sus inmortales páginas”.

Según comenta la consejera de Cultura María Victoria Hernández, “parece que los tiempos han cambiado poco y esa misma crónica periodística con tanto sabor decimonónico está totalmente de actualidad con las nuevas tecnologías”.

Estas primeras terminales y centrales telefónicas han sido donadas por Áureo Cutillas, nieto de Rosendo Cutillas Hernández y los hermanos Luis y Miriam Gómez Henríquez.

La consejera, María Victoria Hernández, ha explicado que “esta muestra nos hace retrotraernos a los principios de la telefonía  donde un grupo de empresarios unieron telefónicamente las dos vertientes de la Isla, Santa Cruz de La Palma, El Paso y Los Llanos de Aridane. Este hito histórico convirtió a La Palma en el primer lugar de Canarias de más alto recorrido lineal y en kilómetros de unión entre las poblaciones. 

“Y el empresario Rosendo Cutillas Hernández fue quien lideró un contrato entre comerciantes y particulares, de las dos vertientes de la Isla.

Cabe recordar que en La Palma el teléfono se conoció desde la década de 1880. Es decir, poco después de las primeras pruebas de Cuba y Cataluña. Ello se debió a la iniciativa de algunos particulares que unieron sus domicilios a las casas comerciales próximas. Uno de los más destacados de ellos, fue el empresario, constructor civil y naval Ignacio Rodríguez González (1836-1891), quien logró unir con aparatos franceses su hacienda de La Dehesa (Santa Cruz de La Palma) con su domicilio de la capital palmera. Ésta línea, se trató de la primera conexión de media distancia establecida en la isla. En este sentido es factible pensar que en La Palma se tuvo conocimiento de esta tecnología a través de sus transacciones comerciales con Cuba, Península o, quizás, en la misma Exposición Internacional de Filadelfia de 1876, en cuyo seno, el palmero Sebastián Arozena Lemos (1823-1900) presentó y obtuvo un primer premio por un diseño naval.

No obstante, fue Rosendo Cutillas Hernández, en 1893, quien plenamente extendió y comercializó el teléfono en La Palma. En este sentido es notoria la circunstancia de que hasta el interior de la isla el teléfono llegó antes que el telégrafo. Si bien las comunicaciones telegráficas llegaron a Santa Cruz de La Palma en 1883, este procedimiento de telecomunicación no se extendió a la geografía insular hasta veinte años más tarde, en los albores del siglo xx. Lo cierto es que ya desde los inicios de la década de 1890, Cutillas barruntaba la idea de poner en marcha el dispositivo telefónico. A comienzos de enero de 1893, D. Rosendo solicitó autorización para establecer una línea telefónica particular de 9.879 metros entre su casa de la capital palmera y Villa de Mazo, pasando por Breña Alta. El proyecto se coronó con éxito unos meses después.

Espoleado por el resultado, el año siguiente, Rosendo Cutillas logró enlazar las comarcas este y oeste de la isla. En esta ocasión ha quedado constancia de su responsabilidad en la planificación del dispositivo, dibujo de planos y dirección de la instalación. Con este objetivo creó una sociedad junto a Conrado Hernández de las Casas (1862-1932), farmacéutico de Los Llanos de Aridane; Miguel Sotomayor Fernández de la Peña (1833-1907), hacendado de las zonas de Argual y Tazacorte y político; y Fermín Sosa Pino, alcalde en dos ocasiones y propietario en El Paso. La sociedad que se conformó reunió a diecinueve participantes, quedando dividida en tres grupos de 20 acciones; correspondía el reparto de cada lote a los tres municipios conectados: Santa Cruz de La Palma, El Paso y Los Llanos. Aparte de los cuatro promotores nombrados, la relación de accionistas quedó configurada como sigue: José Puig Codina, Antonio Capote Gutiérrez, Juan Fernández Armas, Demetrio Pérez Cáceres, Benigno Carballo, José Ana Pérez Capote, José Kábana Valcárcel, Simón Sosvilla, Leocadio Felipe, Enrique María Pérez, Francisco Sosa Lorenzo, José Lavers y Valcárcel, Tomás Felipe Felipe, Rafael Alonso y Antonio Martín Pino. El 17 de junio de 1894 la nueva línea fue inaugurada.

Esa misma jornada, el periódico El dinamo, dirigido por el aridanense Augusto Cuevas Camacho (1848-1925), transmitió por teléfono una crónica minuciosa de los hechos acontecidos. Unos días después, de El dinamo, al igual que Diario de Avisos, ofrecieron a sus lectores la celebrada efeméride. Con la puesta en funcionamiento de esta instalación, La Palma se situó a la vanguardia del archipiélago con la mayor red de telefonía de su época.

120 anos telefono expo

La muestra se expuso primeramente en el Museo Insular (Curiosamente, coincidiendo con el Congreso Mundial de Móviles en Barcelona donde se exponía la última tecnología en telefonía) y posteriormente en el Museo Arqueológico Benahoarita.

Horario MAB: Lunes a Sábado 09:00 a 20:00 horas. Domingos 10:00 a 14:00 horas. Festivos cerrado.

Horario Museo Insular:  Lunes a Sábado 09:00 a 20:00 horas. Domingos 10:00 a 14:00 horas

Print Friendly

banner destaca tu evento revista la palma

Tus comentarios nos ayudan a mejorar

Condiciones:
* Esta es la opinión de los internautas, no de La Revista de La Palma.
* No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
* Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
* Se amable. No hagas spam.

Publica tus pensamientos